Imagen Surge Madrid 2018

Puede que su madre no le dejase poner la  mesa o fregar los cacharros porque eso era cosa de chicas. Puede que su padre le prohibiese cocinar porque temía que se desviase. Puede que a su hermana no le dejasen llevar minifalda porque eso era incitar a los hombres. Puede que nunca llegase a saber lo que pensaba su madre porque estando su padre ella no tenía que abrir la boca. Puede que en casa celebrasen su éxito con las chicas y estuviesen orgullosos de que ellas le llamasen a todas horas cuando a su hermana le insistían en que se casase con su novio de toda la vida. En la familia se cuece todo. La familia está en el origen de todo.

Puede que ahora sea juez. O puede que se dedique a la política y vote las leyes que nos afectan a todos. O puede que su hijo, hoy, sea parte de una manada y haya que ayudar al pobre chico. ¿Acaso la familia no está para eso?

De aquellos polvos, estos lodos.

En el mes de mayo nuestra programación habla de familia y desigualdades. Siempre hemos defendido un teatro que participa en el debate social. Y cada vez estamos más convencidos de lo que hacemos.

 

 

Acerca del autor